A pesar de que el origen del Bambú más conocido, se remonta al continente Asiático, esta planta de estructura muy particular, se propaga por todos los continentes, exceptuando a Europa, donde no existen cultivos nativos de esta gramínea. En la actualidad, es una de las plantas más relacionadas con la suerte, abundancia, tranquilidad y equilibrio, es representativa del feng shui, y quienes se inician en esta práctica, generalmente desean tener una en su hogar, de allí el hecho de que en los últimos años, haya aumentado su popularidad. Pero no es solo por su relación  a la espiritualidad, que el bambú es tan importante, sino que además, desde el punto de vista económico y social, es de gran utilidad, es utilizado como material de construcción, pues la estructura de esta planta, es muy peculiar, esta crece en forma estaca, de allí que para el ámbito constructivo sea muy fácil de usar, además de ser muy resistente, es una planta integral en verdad, de igual forma, durante mucho tiempo se ha utilizado en la artesanía, son muchas las obras que pueden hacerse con esta planta, incluso instrumentos musicales y ornamentos con esta pueden realizarse.

Su uso comercial cada día va en crecimiento, pero no es precisamente en esa función en la que nos vamos a enfocar, sino en el uso de éstas, como planta ornamental,  para atracción de energías positivas, planta de la suerte o decorativa, el uso que le quieras dar, son muchas las personas que en su casa, un bambú desean plantar, sea en la tierra o en el agua, a pesar de que esta puede adaptarse a distintos hábitats, un cuidado especial le deberás dar, no se trata de cualquier planta, es un Bambú, una planta muy hermosa y poco convencional. Si decides tener una de estas plantas en casa, primero debes ilustrarte acerca del cuidado que le deberás dar, para que su crecimiento sea el esperado, por eso una serie de instrucciones acerca de cómo plantarlas y unos consejos sobre su cuidado te voy a facilitar, espero que te sean de ayuda, son muy prácticos, implementándolos, unos hermosos bambú en casa siempre tendrás.

¿Que necesitas para cuidar el Bambú?

  • Bambú
  • Instrumental

Instrucciones para cuidar el Bambú

Sembrado en agua. La siembra del Bambú en agua es una de las más recomendables, debido a que esta es una planta que requiere de abundante agua, por eso con este método, plantarla mucho más fácil será.

  1. Tener el envase ideal, es lo principal, recuerda que estas son de gran tamaño, y su crecimiento siempre es vertical, así que necesitarás un contenedor lo bastante alto, para que cuando siembres la primera estaca o caña, esta se pueda equilibrar.
  2. Puedes utilizar algún tipo de abono en el fondo del recipiente, posteriormente, este con agua deberás llenar, aproximadamente unos tres cuartos del total del envase, lo suficiente para que el Bambú en todo momento muy húmedo pueda estar, esto facilitará mucho su crecimiento, porque para el Bambú, como ya hemos dicho y así como para todo ser vivo, el agua es sumamente esencial.
  3. Coloca la estaca o caña de bambú que hayas elegido, e introdúcela en el envase, que quede muy fija, deberás procurar, son pasos muy sencillos, como has visto, los más delicado respecto a los bambú, es el cuidado que una vez sembrados les deberás dar, pero más adelante acerca de esto, te daremos más detalles.

Bambús en macetas con tierra. A pesar de que muchos argumente que sembrar el bambú en un envase con tierra no es lo más ideal, realmente este método también es factible, simplemente mayores cuidados en su crecimiento les debes procurar.

  1. Cerciórate que la maceta o envase que vayas a utilizar, sea lo suficientemente amplia, puesto que las raíces del bambú muy grandes crecerán, y tarde o temprano necesitarán de un mayor espacio para poderse acomodar. La desventaja de sembrar el bambú en una maceta, es principalmente esto, el espacio, quizás hasta 5 metros de desarrollo a estas le puedas privar, pero si lo quieres como planta ornamental en tu casa o apartamento, esta opción es muy factible, pues un gran toque de elegancia le dará.
  2. Es muy conveniente utilizar para las siembra del bambú en macetas o tierras, estacas de tallos que no sean muy viejos, además, una vez cortados, procura realizar rápidamente el procedimiento de la siembra.
  3. Utiliza suelos o muestras de arena con gran cantidad de limo y arcilla, ya que, son los más prácticos para mantener o retener la humedad, algo que de mucha ayuda en el desarrollo del bambú en crecimiento será.
  4. Finalmente, debes estar atento a los cambios bruscos de temperatura, ya que, por encontrarse en tierra, estos son más susceptibles, así que es un factor que siempre debes vigilar.
  5. Si decides plantarlas directamente en el terreno, y en grandes cantidades, deja entra cada caña de bambú, una distancia prudencial, no tanto por su tamaño, porque el crecimiento de este es vertical, sino por el de sus raíces, que como te hemos mencionado, algunas un gran crecimiento pueden desarrollar.

Consejos para cuidar el Bambú

  1. Hay diversos factores que es necesario vigilar en el crecimiento del nuevo bambú y el agua, es uno de los que mayor influencia tendrá, si colocaste el bambú en agua, cerciórate de que esta no se evapore nunca completamente, cuando se encuentre a la mitad de la medida que usaste al realizar la siembra, debes procurar volverla a llenar, además, es fundamental cambiar el agua del bambú al menos 1 vez a la semana. Si sembraste tu bambú directamente en la tierra o en una maceta con esta, debes procurar realizar riego cada dos o tres día, sin embargo, es necesario estar atentos, a que tanto calor hubo, y si la tierra ha dado señales de sequía, no debes dejar nunca que llegue a esto, porque el bambú podría estropearse.
  2. Debido a que el bambú es en general, una planta muy delicada, ten mucho cuidado con el agua que utilices, generalmente, lo más recomendable es utilizar el agua filtrada, pues esta se encuentra exenta de químicos que a la planta puedan perjudicar, pero el agua de lluvia también es una buena opción, y mucho más beneficiosa para la planta resultará.
  3. Mantener el bambú fertilizado adecuadamente, es totalmente necesario, porque sólo de esta forma, un buen crecimiento del mismo te garantizarás, sea en agua, tierra, o en una maceta, donde quiera que tu bambú decidas colocar, debes al menos cada 2 o 3 meses, un buen fertilizante aplicar, puede ser tipo abono, o el que se utiliza diluido en el agua, el que tu prefiera, solo recuerda, a tú bambú, no debes dejar de abonar.
  4. Debes estar atento al color que presenta tú bambú, ya que, este es un buen indicador, de en qué estado este se encuentra, por ejemplo, si en algún momento llegase a tornarse amarillo, algunas cosas mal puedes estar realizando, las causas de este aspecto pálido del bambú, pueden variar, desde la falta del fertilizante o el exceso del mismo, o porque muy poco agua le proporcionas, incluso la luz puede estar influyendo, colócalo en sitios donde esté en contacto con la luz solar, esto le hará muy bien a tu bambú, siempre y cuando no lo expongas directamente al sol, porque el bambú, no es amante del todo de la radiación solar, cuando observes una variación del color del bambú, no saques conclusiones a la ligera, simplemente haz un repaso del cuidado que le das, y fácilmente encontraros el factor que le está
  5. No dejes de prestar atención al color de las raíces, pues esto también te puede indicar que tu bambú enfermo está, cerciórate que las raíces no se pudran, esto ocurre cuando hay exceso de riego o de fertilizantes, como ves, el bambú es sumamente delicado, por lo que su cuidado, no debe ser un juego, se sumamente atento y delicado, para que tengas un bambú perfecto.
  6. Las raíces del bambú, suelen expandirse rápidamente, así que, siempre vigila esto, si observas que las raíces de tú bambú se ven apretadas, si lo tienes en una maceta, es hora de trasplantarla, debes hacerlo con mucho cuidado, además, dependiendo la especie de bambú que utilices, puedes incluso cortar sus raíces, para mantener su tamaño moderado, con toda tranquilidad, ya que, esto no le causará ningún daño.
  7. Mantener el bambú limpio, para su crecimiento es necesario, si lo tienes dentro de casa, o en una ventana, de seguro es propensa al polvo, así que periódicamente realiza una limpieza de sus hojas, e incluso de sus tallos, para que el polvo a este, no se quede pegado.
  8. Como toda planta, puede que tu bambú, esté expuesto a los ácaros, de allí la importancia del punto anteriormente desarrollado, la limpieza del bambú, debes estar atento a, qué cantidad de polvo contienen estos, si su tierra está muy sucia o incluso el agua, así que tómate un tiempo y limpia cuidadosamente sus hojas, sólo así de este factor, lo mantendrás resguardado.
¿Te ha gustado?
2 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.