El árbol de pistacho es pequeño y los frutos que produce son muy usados en la culinaria. Hay una gran variedad, pero unos son más comerciales que otros y el que se cultiva más es el llamado Pistacia Vera. Te invitamos a que continúes leyendo Cómo plantar pistachos.

Los pistachos se podrán comprar en pequeños árboles para luego trasplantarlos o las semillas para luego germinarlas. El pistacho es una planta que necesita de un polen para así poderse reproducir. Por esta razón para comenzar es bueno tener una planta hembra y otra macho, el mejor momento para plantar estos arbolitos es en la primavera, y la tierra que mejor les va es la arenosa, que a su vez esté muy bien drenada y con un espacio suficiente, ya que cuenta con profundas raíces que se tienen que desarrollar.

Los frutos del pistacho crecen mejor en climas calurosos y secos, éstos puedes soportar unas temperaturas que pueden llegar hasta los cuarenta y cincuenta grados.

Es bastante resistente a la sequía y por ello se debe tener cuidado con sus riegos, el cual no se puede hacer en exceso, lo que se recomienda es que se  haga de a pocos y de una forma que sea espaciada, además se debe elegir aquella zona donde reciba sol en abundancia. Veamos a continuación con más detalle sobre la plantación de los pistachos.

El pistachero es un árbol alfónsigo o alfóncigo (llamado algunas veces pistaciaceae o pistacia vera L, Anacardiaceae) este árbol es de estatura pequeña y pertenece al género llamado Pistacia, el mismo tiene su origen en Grecia, Turquía, Siria, Afganistán Occidental, Pakistán, Irán, Turkmenistán y Kirguistán, específicamente en las zonas más montañosas. Produce un fruto que ha sido bastante importante para utilizar en la culinaria.

El suelo para plantar pistachos

Este tipo de árbol tiene su ventaja en que se adapta a varias tipologías de suelo, aunque prefiere los arenosos, debido a que su drenaje es bastante bueno. Tener un buen suelo es bastante recomendable, uno que sea un poco alcalino y arenoso hará que la planta tenga más productividad.

Los riegos de plantar pistachos

A estos árboles les gusta más la sequía por lo cual no tolerarían agua en exceso, por eso se debe regar con poca frecuencia. Los riegos deben ser controlados con un máximo de dos veces a la semana.

Si se plantan en el hemisferio del norte se debe dejar de regar en octubre y si es en el hemisferio sur no se deberá regar en abril. Se busca que los árboles puedan soportar de mejor manera las condiciones meteorológicas siguientes.

La plantación del pistacho

Debes comenzar por conseguir las semillas, lo puedes hacer en línea o en algún centro que sea especializado, pero lo ideal es mejor comprar en arbolito y plantarlos después, de esta manera tendrás unas plantas que serán más resistente y los cuidados son menores.

Estos árboles se deben plantar con una distancia entre los seis y ocho metros, realmente esto no es tanto como parece, ya que cuando pase el tiempo comenzarán a llenar todos estos espacios, debido a sus raíces.

Hay que respetar las proporciones de hembras y machos, la cual debe ser de uno a ocho, esto quiere decir que debe haber un macho que es polinizador por cada ocho árboles hembras productivas.

Siguiendo bien los consejos, los árboles pueden llegar a dar el fruto del pistacho por más de cincuenta años.

Habrá que hacer un agujero que sea proporcional a la maceta de donde viene el pequeño árbol, luego revisar que esté en óptimas condiciones y enterrarlo bien. Una vez se haya plantado se deberá regar con abundante agua para que de este modo se asiente correctamente y no vayan a quedar espacios de aire.

La germinación de las semillas de pistacho

Si lo que quieres es germinar semillas debes adquirir pistachos que no hayan sido tostados. Se debe utilizar un recipiente con agua que esté a temperatura del ambiente y luego dejar las semillas del pistacho en remojo por cuarenta y ocho horas. Luego se deberá usar una toalla pequeña para enrollar estos frutos, posteriormente se debe llevar a la nevara por cuarenta y cinco días. La toalla siempre deberá permanecer húmeda. Una vez pase este tiempo se procederá a sacar los frutos del frigorífico y dejarlos en reposo en un ambiente oscuro que esté entre los veinte y treinta grados. Esta será la forma más fácil de que las semillas se puedan germinar.

Hay que ser paciente mientras los árboles dan los frutos, pues los primeros pueden demorarse hasta treinta meses en que aparezcan, el momento ideal para recolectar éstos será en otoño.

Consejos para plantar pistachos

Aunque a los treinta meses comienza a dar frutos, se demora en crecer y a dar los frutos en las óptimas condiciones entre los siete y los diez años.

Recuerda que será más fácil si se compra el arbolito en vez de las semillas para germinarlas.

 

¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.