La plantas llamadas tropicales, como su mismo nombre lo indica, son nativas del trópico, por lo tanto muchas de las veces estas plantas necesitarán de un cuidado mucho más exhaustivo comparada con otro tipo de plantas que no resultan ser tan exóticas. Las plantas tropicales tienen una apariencia muy bonita y llamativa, además poseen brillantes colores, lo que resulta bastante atractivo que las queramos tener con nosotros en casa. Si te interesa el tema te invitamos a que sigas leyendo Cómo cuidar flores tropicales, ya sea que las tengas para decorar como flores que han sido cortadas, en una maceta o en tu jardín.

Cuidar flores tropicales cortadas

Paso uno

Si tienes este tipo de flores, debes llegar a casa y ponerlas en un recipiente con agua. Sácalas de inmediato de su empaque y ponlas en el agua, mientras más te demores en hacer esto, menos vida tendrán.

Paso dos

Pero antes de que las pongas en el agua las cuidar cuidar flores tropicales, deberás cortar los tallos de las flores, para esto utiliza un cuchillo que tenga buen filo y esté limpio. Hazlo en diagonal, a un ángulo de cuarenta y cinco grados, esto es con el objetivo de que más células vegetales entren en contacto con el agua.

Paso tres

Hay una línea de flotación y debes eliminar cualquier follaje que se encuentre por debajo de ésta, pues de no hacerlo el agua se pudre y las flores durarán menos.

Paso cuatro

Ahora sí llena el jarrón con agua fría. Hazlo a dos tercios. Es bueno que le agregues alimento especial para flores cortadas a esa agua, en caso de que tengas. En ocasiones este alimento se entrega junto con las flores.

Paso cinco

Debes conservar las flores en una temperatura que se encuentre entre los diez y trece grados centígrados. Es la temperatura ideal, pero sabemos que puede ser difícil lograrla en casa, pues la habitación podrá estar más fría que esto, pero sí estará más caliente que la nevera.

Paso seis

Cambia el agua del florero o jarrón cada dos o tres días, para que tus cuidar flores tropicales duren más.

Cuidar flores tropicales de plantas domésticas

Paso uno

Comienza regulando la temperatura de tu casa, este tipo de flores puede ser mejor tenerlas de interior que de exterior, ya que puedes cuadrar la temperatura. Algunas flores del trópico necesitan tener una temperatura un poco más fresca en la noche que en el día, así que deberás disminuir la calefacción cuando llegue la noche o si lo prefieres mueve la planta hacia un lugar más fresco.

Paso dos

Debes buscar que las flores tropicales reciban luz, pero que el sol no les caiga de forma directa. Si tienes un alféizar que no reciba directamente el sol, será lo ideal.

Paso tres

Cuando vayas a regar las flores tropicales que tienes en macetas, debes comenzar haciéndolo desde arriba hasta que veas que el agua se drena hacia el fondo de la matera. La planta no debe estar en un platillo de agua.

Hay que tener en cuenta que muchas de estas plantas prefieren una sequía entre los riegos, unas bromelias o unas orquídeas podrían ser tolerantes en una sequía, pero en ningún momento soportarían que sus raíces estén llenas de agua.

Paso cuatro

Deberás incrementar los niveles de la humedad en la casa, pues esto es lo que le gusta a este tipo de planta. Esto puede resultar ser un problema, sobre todo en la época de invierno que es cuando se pone bastante calefacción en el hogar.

Para que puedas mejorar esta humedad, pon una capa de pequeñas piedras en una bandeja profunda y luego añade agua hasta la mitad de las piedras mirando que el agua no toque la base de tu macetero. Esto te será de ayuda para que la planta aumente su humedad alrededor.

Otra forma de ayudar a tus flores tropicales es rociando las hojas con agua, esto siempre y cuando tus plantas no posean hojas que sean peludas.

También se puede aumentar la humedad si compras un humidificador o llevas las plantas a un terrario.

Paso cinco

La circulación del aire a su alrededor debe ser buena, esto es importante para este tipo de plantas, así que si la puedes poner en una habitación que tenga un ventilador mejor será.

No debes empujarlas mucho hacia una esquina ni amontonarlas con más plantas, pues de hacer esto, las flores no tendrían un buen flujo del aire a su alrededor.

Paso seis

Estas flores se deben alimentar de forma regular, lo mejor es que la alimentes durante quince días en la temporada de su crecimiento, en la primavera y el verano, luego puedes reducir ésta alimentándola una vez al mes durante los meses que son más fríos.

Cuidar flores tropicales en el jardín

Paso uno

Hay reglas que debes seguir si quieres flores tropicales. Estas flores precisan de sol, de una tierra fértil que esté bien seca y una protección en la época de invierno.

Paso dos

Varias de este tipo de plantas necesitarán de una alimentación de forma regular y además de abono abundante.

El riego se debe dar cuando al tacto se vea que la tierra está seca.

De todas maneras es importante aclarar, que no todas las flores tropicales son iguales y por consiguiente cada una puede tener sus propios requisitos, por ejemplo los caladios necesitan de sombra total o parcial, por otro lado a la buganvilla y a la canna les gusta que les dé el sol, las plantas que son de plátano deben protegerse muy bien de los vientos fuertes.

Paso tres

Debes decidir qué es lo que vas a hacer con las plantas en la época de invierno, los jardineros acuden a diferentes alternativas cuando tienen este tipo de plantas. Algunos tienen estas plantas a las cuales tratan una sola vez en el año y luego dejan que se mueran cuando llega el invierno para así sembrar de nuevo el año que sigue. Otras plantas invernarán al exterior.

Las begonias y las orquídeas, por ejemplo, son plantas que necesitan de calor y luz, así que conectar un invernadero en la casa sería muy buena opción.

El hibisco, la buganvilla y varios cítricos pueden soportar un poco más de frío y por ende un invierno, pero que no llegue a congelación.

Paso cuatro

Las plantas que tienen su crecimiento por medio de bulbos o tubérculos, como por ejemplo la canna y el caladio, se elevan y también invernan al exterior para luego sembrarlas de nuevo afuera en los meses de primavera.

Una opción que puedes tener es elevar tu planta y luego poner ésta en un contenedor que se encuentre lleno de abono y en lugar que sea más cálido.

También se pueden limpiar los tubos o tubérculos y almacenarlos, este lugar debe ser oscuro, seco y fresco. Se meterían en una bolsa de papel junto con turba.

Es importante saber que no se deben dejar secar los bulbos por completo, pero a la vez que hay que velar porque no se pudran ni les dé moho.

Consejos en el cuidado de flores tropicales

Varias especias de palmas, como por ejemplo el plátano, pueden sobrevivir en el invierno si se envuelven por ejemplo con una pantalla hecha de juncos.

Siempre se debe asumir que alguna de las partes de una de estas plantas resulte ser peligrosa, para así evitar complicaciones. El caladio por ejemplo puede causar irritación a la piel

 

¿Te ha gustado?