Los lirios son algunas de las plantas que tanto en su forma terrestre como en su forma acuática, son hermosas y siempre son un perfecto ornamento para dar vida y color a nuestro jardín. Es muy agradable poder ver estas hermosas plantas contrastando con el verde de las hojas y otras flores que puedan estar en un mismo jardín.

Pero para poder tener este tipo de planta en nuestro jardín y disfrutar de su belleza y aroma, antes tenemos que aprender cómo cuidar los lirios de situaciones o factores que puedan afectar su desarrollo y crecimiento, ya que estas plantas a menudo son muy frágiles y su cuidado puede llegar a ser un poco laborioso.

Son muchas las medidas que tenemos que considerar antes de plantar o cuidar lirios. En el caso de que tu tengas este tipo de plantas en tu casa y no sepas bien qué hacer para mantenerlas vivas y en buen estado, no te preocupes aquí te enseñaremos algunos consejos que puede seguir para aprender cómo cuidar los lirios adecuadamente.

Sólo tienes que tomar en cuenta algunas ideas preventivas y otros consejos de mantenimiento que podrás seguir con facilidad y cuya constancia que ayudará a tener unos lirios hermosos en casa.

¿Que necesitas para cuidar los lirios?

  • Lirios
  • Tierra
  • Agua
  • Sol
  • Compost casero
  • Fertilizante para plantas
  • Abono natural

Instrucciones para cuidar los lirios

  1. Lo primero que tienes que considerar a la hora de cuidar los lirios, es el tipo de tierra en los que éstos se encuentran plantados. Los lirios necesitan un suelo fácilmente drenable, esto se debe a que cuando el agua se acumula en las raíces junto con otras bacterias y el calor, pueden ocasionar que ésta se pudran y los lirios mueran rápidamente.
  2. Además de esto la retención de humedad y el calor pueden propiciar la aparición de hongos que alteren o dañen tus lirios y otro tipo de plantas que tengas sembradas en tu jardín, de manera que puede provocarse una epidemia en tu jardín y muchas de tus plantas resulten afectadas.
  3. Una forma fácil de identificar un suelo que se drene adecuadamente, es observando la tierra después de una lluvia, el lugar donde el agua se seque más rápido, es donde la tierra está mejor preparada para drenar los líquidos, este tipo de tierra es adecuada para plantar lirios.
  4. Recuerda que debes sembrar tus lirios en cuanto los hayas comprado. Este tipo de plantas no resisten pasar tiempos prolongados lejos de la tierra. Para que los lirios crezcan bien, es necesario plantarlos cuanto antes en un suelo adecuado, rico y húmedo donde éstos puedan comenzar a desarrollarse.
  5. Es importante que a la hora de sembrar los bulbos, hagas un hoyo profundo, pues, pese a que los lirios que ya han brotado requieren del sol para poder crecer, los bulbos crecen mejor cuando se mantienen protegidos por la estabilidad de la temperatura dentro de la tierra, ellos crecerán cuando el momento sea adecuado y las condiciones lo permitan.
  6. Debes regar tu lirio con sumo cuidado. Los lirios terrestres, a menudo no necesitan demasiada agua más que la que reciben de las lluvias y brisas naturales así como del rocío. Si riegas tus lirios en exceso, como dijimos anteriormente no sólo estás propiciando la aparición de hongos, sino que podría saturar la planta y descomponer sus raíces ahogándola. Pese a que el suelo debe mantener cierta humedad, sólo riega cuando notes que el suelo está seco, estas plantas no requieren de ser regadas diariamente.
  7. Es muy importante que el suelo donde esté plantado tu libio esté bien fertilizado, estas plantas necesitan de nutrientes así que si puedes comprar algún fertilizante natural y enriquecer la tierra con compost, esto le vendría excelente a tu planta. Además del fertilizante también te recomendamos utilizar abono natural, pues este permitirá que tanto los brotes como las flores de tu lirio sean saludables y hermosas.
  8. Otro cuidado que tenemos que tomar muy en cuenta a la hora de tener lirios en casa, es el tipo de iluminación y calor solar que éstos van a recibir. A menudo los lirios son afectados por el clima, las heladas son capaces de matar este tipo de plantas. Para evitar que el frío afecte a tu lirio, puedes cubrirlos con alguna paja que evite que los vientos fríos lastimen la planta.
  9. Además, es importante recortar los brotes cuando es la temporada de florecimiento aproximadamente 2/3 del tamaño del tallo, esto lo hacemos con el fin de que el tallo siga creciendo fuerte y saludablemente durante los años futuros. Otra cosa que podría ser recomendable es eliminar algunas puntas de las ramas cuyas hojas estén muy tupidas y puedan impedir la llegada del sol al talle del lirio.

Consejos para cuidar los lirios

  • Esperamos que las instrucciones que te mostramos a lo largo de este artículo te hayan sido de gran ayuda. Otro tip que seguramente te podría funcionar, es realizar compost casero a base de los sobrantes de frutas y verduras que tengas en tu casa. Este tipo de fertilizante vegetal, es muy bueno para enriquecer y alimentar a las plantas.
¿Te ha gustado?
116 usuarios han opinado y a un 92,24% le ha gustado.