Una boda es un momento único y especial en la vida de cualquier pareja, sobre todo para la novia, quien dedica enormes cantidades de tiempo para que hasta el mínimo detalle salga perfecto.

En cuanto a la novia la primera preocupación es encontrar el vestido perfecto, luego los zapatos perfectos, el velo perfecto, la joyas … y ya por último y cuando caen en cuenta ¡el ramo de novia!

A pesar de ser el gran olvidado también tiene su gran importancia, y elegir el ramo de novia perfecto se hace imperativo.

Para elegir tu ramo de novia ideal no sólo es importante pensar en qué flores quieres llevar, sino también hay que tener en cuenta el color, la forma, el tamaño, el tipo de ramo, así como las alergias que pueden producir las flores, la estética del ramo, sin olvidar la combinación de flores y cómo se quiere llevar el ramo hasta el altar.

Como existen numerosas alternativas y combinaciones para elaborar un estupendo ramo de novia, a continuación os daremos algunos consejos primordiales, para que elijas el ramo perfecto.

Ramos de novia: Cómo elegir ramos de novia

Características y gustos de la novia importantes en la elección del ramo

Elegir el tamaño ideal del ramo para la novia según su tipo de cuerpo y su altura es realmente importante, puesto que a las mujeres de estatura baja les favorecerán ramos compuestos de flores pequeñas y ramos redondeados y bien estilizados. Al contrario, a las mujeres altas les favorecen más los ramos largos o los de gran tamaño. Ten en cuenta que el tamaño del ramo siempre va en proporción con el tamaño de la novia, de esta forma todo funcionará, y la novia no se verá oculta o desfavorecida por culpa de un ramo mal escogido.

El color en la novia también influirá en la elección del color de las flores. Debemos tener en cuenta el color del pelo, de la piel y de los ojos, sin olvidar de los colores elegidos en el maquillaje. Las novias rubias y a las de piel clara les favorecerán mucho los tonos pasteles, incluyendo flores blancas. A las morenas les ocurre todo lo contrario, para ellas los tonos que mejor les encajan son los colores vivos, como el amarillo, el verde, el fucsia, el rojo, etc. Si por casualidad eres pelirroja, entonces opta por flores con tonalidades fuertes, mucho mejor si tienen algunos destellos naranjas. Por último, para todas las novias es importante que el ramo combine a la perfección con los tonos escogidos en el maquillaje, sobre todo el de los labios.
Ramos de novia: Cómo elegir ramos de novia

Como hemos comentado, normalmente la novia ya tiene escogido su vestido de novia a la hora de escoger el ramo, por lo que deberá tener en cuenta el estilo del vestido, el volumen, la estructura y el color elegido. El vestido de la novia y el ramo deben estar en armonía, para no sobrecargar a la novia y para que el ramo no resulte ser un añadido que no “pega” con  el vestido y la novia. Por ejemplo, si la novia a elegido un vestido con muchos bordados, encajes, y adornos, el ramo deberá ser lo más sencillo posible. En cambio, si resulta ser una novia muy clásica, con cola y velo largo, el ramo que mejor encajaría con la novia será uno con caída o de tipo cascada. Por último, si el vestido de la novia es muy sencillo, entonces el ramo puede ser muy elaborado y llamativo.

Recuerda que el color de las flores deben encajar con el color del vestido y de sus adornos. El ramo debe estilizar el look y no ser el protagonista.

Ten en cuenta cómo quieres llevar tu ramo de camino al altar, puesto que puedes colocártelo cogido, a modo de bebé en el antebrazo por lo que un ramo en forma de cascada sería la opción ideal, llevarlo de manera informal y relajada a la altura de la cadera, en este caso un bouquet quedaría perfecto, y si lo que deseas es darle toda la importancia al vestido y no quieres un ramo que destaque, puedes optar por llevar un pequeño ramillete.
Ramos de novia: Cómo elegir ramos de novia

¿Eres alérgica al polen? En este caso debes hablar con tu florista para que te aconseje cuáles son las mejores opciones para ti. Normalmente las flores más elegidas por las novias con alergias son las azaleas, las hortensias, los pensamientos, las orquídeas y los tulipanes, pero cada novia debe asegurarse de cuáles le pueden afectar y cuáles no. Y si no, siempre está la opción cada vez más socorrida de llevar un ramo de novia con flores artificiales. Estos ramos cada vez son más cuidados, y los detalles cada vez son más realistas. Además ya partes con la ventaja de que podrás guardarlo para siempre sin tener que hacerle ningún tratamiento.

La personalidad de la novia también influye mucho a la hora de escoger el ramo, puesto que si una novia lleva un ramo que es todo lo contrario a lo que le gusta y cómo es su personalidad, parecerá que va disfrazada y puede sentirse incómoda a lo largo de la ceremonia. Piensa en un aspecto que realmente te defina, de este modo, sabrás por qué tipo de ramos puedes decantarte y cuáles van mejor con tu personalidad. Ten en cuenta que hay muchos tipos de novias, pero también hay un ramo para todas ellas (románticas, serias, melancólicas, divertidas, etc.). Los tipos de ramos bouquet, sencillos con muy pocas flores, ramos atados y ramos blancos son ideales para novias conservadoras, serias, etc. En cambio, para las novias más atrevidas y divertidas, puede ser una buena idea escoger un ramo con colores llamativos, combinar la misma flor en diversos tonos, ramos tipo bouquet compuestos por flores rojas, ramos con formas esféricas, etc.

Factores de la boda que influyen en la elección del ramo

La época del año en que se celebra la boda influye mucho en el tipo de ramo, si es en verano, los toques verdes en tu ramo darán frescor y sensación de ligereza, en cambio si es en invierno podrías optar por ramos compactos y bien cargados de uno o dos tipos de flores sin problemas. Además lo mejor es elegir flores de temporada, de este modo evitas algunos tipos de problemas que podrían surgir al elegir otras flores, como el mayor precio o el especial cuidado que hay que darle para que no se mueran.

La temática y estética de tu boda también influirá en la elección del ramo y de las flores, puesto que las flores son parte de la decoración y deben encajar con el ambiente que has creado. Es decir, si una boda es de estilo romántico, con velas, detalles en blanco o beige, las flores que más se suelen usar son las rosas, ya sean blancas o rosa palo, porque es lo que termina de armonizar todo escenario y hace que la novia encaje en él. Si vas a celebrar una boda de tipo campestre o bohemia, la elección de flores silvestres será la más acertada.
Ramos de novia: Cómo elegir ramos de novia

Además debes tener en cuenta la estética del lugar de celebración porque normalmente las flores del ramo coinciden con las usadas en este para decorar, y si no con algunas de ellas, de esta forma se consigue una armonía global.

¿Qué colores elegir para las flores?

Los colores de las flores tienen un significado, por lo que quizás quieras saber qué significado tienen para elegir las tonalidades que vayan mejor contigo y con tu boda.

Las flores rosas son el claro símbolo del romanticismo y de la juventud. Además demuestran ternura.

Las flores rojas son el símbolo de la pasión, el amor, la sensualidad y por supuesto de la fuerza.

Las flores amarillas representan la energía, la vitalidad y la amistad. Por lo que son ideales para mujeres muy activas y amigables.

Las flores naranjas representan la alegría, el disfrute, y el placer.  Este color será ideal para mujeres espontáneas, a las que les gustan las fiestas y disfrutan de la vida.

Por último, pero a la vez las más elegidas, están las flores blancas, estas son símbolos de la pureza, la elegancia, la calma y la compasión.

Las flores más usadas en las bodas

Las rosas son las más usadas en las bodas, las hay en diversos colores y tamaños.

Las hortensias se usan tanto frescas como secas. También existen en varios colores y son ideales para usar en diademas o en coronas.

La paniculata se ha hecho un hueco entre las flores más usadas en las bodas en los últimos tiempos debido principalmente a que son bonitas y a la vez muy económicas. Las flores son pequeñitas pero los ramilletes quedan preciosos.

Los tulipanes son muy elegantes y los hay en muchos colores, no obstante, hay que tener en cuenta que en épocas de calor se abren rápidamente.

Éstas son las más usadas, pero también podemos encontrar las margaritas, los ranúnculos, las peonias, las freesias, las gerberas y las lisianthus.

Como ves, elegir un ramo de novia no es uno de los aspectos más sencillos de la boda, aunque hay novias que tengan claro cómo quieren su ramo desde un principio, debes tener en cuenta los distintos factores que te hemos mostrado, de esta forma te asegurarás de que tu ramo te complemente y no te quite o te reste el protagonismo que mereces tener el día de tu boda.

¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.